Customer Service

5 aspectos a considerar antes de comprar una computadora

1. ¿Computadora de escritorio o portátil? 

Depende principalmente del ritmo de trabajo del estudiante y las actividades que desarrolla en su día a día. A su vez, si cuenta con el suficiente espacio para instalar una computadora de escritorio en su hogar y con un presupuesto holgado. Las computadoras portátiles o laptops, por lo general, son más caras, más difícil de reparar, su sistema de ventilación es menos potente, aunque necesitan menos energía, tienen puertos más accesibles y son más cómodos; mientras que las computadoras de escritorio cuentan con ventiladores más potentes, su rendimiento es mejor, son más versátiles y tienen mayor portabilidad.

2. El procesador

El procesador es la central de operaciones de la computadora. Los estudiantes de Comunicaciones, Diseño Gráfico y carreras afines no sólo trabajan con programas de Office (Word, Excel y Power Point), sino también con programas de Adobe (Photoshop, Illustrator, Indesign, After, entre otros) que requieren indispensablemente de un procesador más potente.

3. La memoria RAM

La memoria RAM, memoria de escritura y lectura rápida, se encarga de almacenar todas las instrucciones de la Unidad Central de Procesamiento (CPU). Cuanto más memoria RAM tenga un dispositivo, más posibilidades tiene de poder abrir más programas informáticos y trabajar al unísono.

4. La placa gráfica

Existen dos tipos de placas gráficas: integradas e independiente. Las placas integradas suelen ser usadas para tareas cotidiana en la computadora, mientras que las placas independientes son requeridas para programas de edición multimedia o para videojuegos.

5. Disco duro

El disco duro es uno de los componentes más importantes de la computadora, ya que almacena archivos digitales. La velocidad del disco se mide en revoluciones por minuto (rpm). A mayor velocidad, mejor. Actualmente, los SSD (Solid State Drive) son mejores los mejores discos del mercado, pues utiliza una memoria formada por semiconductor para  almacenar información parecida a la que puedes encontrar en otros dispositivos como los pinchos USB o las tarjetas de memoria de las cámaras digitales. Superan muchos de los problemas de los discos duros tradicionales, pues el tiempo lectura es mayor, tanto como su fiabilidad. 

Créditos: Punto Seguido